archivo del agosto, 2008

viernes, agosto 29, 2008 categorizado bajo 1

otoño

Sí, señores. Agosto ha llegado a su fin y con él esta temporada estival. Aunque esta realidad pueda atormentar a quienes ya tomaron sus vacaciones, créanme que para mí que me quedé pringando todo el verano es todo un alivio. De momento aprovecharé este fin de semana para despedir este verano cuyos últimos resuellos estoy esperando desesperadamente desde mediados de mes.

El 1 de septiembre todo empezará a volver a la normalidad muy lentamente. Para quienes estamos interesados en el sector editorial, la movida de los meses que vienen será bastante intensa e interesante: lanzamiento de novedades de otoño, Feria de Frankfurt, Liber, Kosmopolis, el evento La edición se reinventa: los editores, la globalización y la cultura —organizado por CaixaForum bajo la dirección de Sergio Vila-Sanjuán— y Feria Internacional del Libro de Guadalajara (FIL).

Aunque es imposible estar en todas partes, seguro que quienes vayan a cada uno de estos eventos darán cuenta de lo que suceda allí.

Aprovecho para presentarles algunos de los contenidos que estoy preparando en este momento para publicar durante este otoño en [ el ojo fisgón ]:

– entrevista a Sergio Vila-Sanjuán, redactor-jefe del suplemento cultura/s de La Vanguardia, comisario del Año del Libro y la Lectura 2005 y autor de Pasando página. Autores y editores en la España democrática y de El síndrome de Frankfurt.


– entrevista a Pablo Odell, promotor del proyecto Tökland —revista audiovisual de fomento a la lectura y Observatorio sobre la Edición del Siglo XXI— y director comercial y de desarrollos corporativos de Pensódromo —que, por cierto, está estrenando página Web—.


– notas sueltas sobre la rentrée littéraire en Francia y sobre las novedades editoriales de otoño en España.


– entrevistas a tres diseñadores editoriales colombianos cuyo trabajo me gusta muchísimo: Camilo Umaña, Diego Amaral y Pablo Arrieta —aún por confirmar—.


Si todo sale bien, la próxima semana entrevistaré a Pierre Assouline y en Colombia me pondré en contacto tanto con la gente de La Silueta ediciones y de Tragaluz editores como con un par de diseñadores editoriales más que me recomendó Camilo Umaña.

Ya veremos cómo sale todo.

Nota: imagen pirateada de la galería de flickr de Sfer

jueves, agosto 28, 2008 categorizado bajo marketing, web 2.0

alternativas para la promoción de libros en internet

Ayer recibí una nota de prensa de Libros del Asteroide en la que el editor Luis Solano anuncia la salida el próximo 1 de septiembre de la novela Postales de invierno, de Ann Beattie.

Reproduzco la nota:

Asunto: Asteroide publica la novela de culto Postales de invierno, de Ann Beattie

LIBROS DEL ASTEROIDE PUBLICA POSTALES DE INVIERNO DE ANN BEATTIE, NOVELA DE CULTO QUE RETRATÓ LA CLASE MEDIA URBANA DE LOS SETENTA EN EE. UU., PIONERA EN LA COMBINACIÓN DE MÚSICA POP Y LITERATURA

Libros del Asteroide publica Postales de invierno, de la norteamericana Ann Beattie (1947), novela generacional pionera en su retrato de los jóvenes urbanos de clase media. Ann Beattie irrumpió con fuerza en el panorama literario nortemamericano en 1976 con dos libros de amplia repercusión, la novela Postales de invierno y el libro de relatos Distortions.

Postales de invierno cuenta la historia de Charles, un joven perdidamente enamorado de Laura, una mujer casada; de su amigo Sam, eterno parado; de Pamela, su ex novia lesbiana; de Clara, su hipocondríaca y depresiva madre; de Tod, su padrastro, un hombre triste y resignado; y de Susan, su hermana, universitaria dispuesta a casarse por comodidad y por aburrimiento. Beattie utiliza la música pop, el cine, la televisión y otros elementos de la cultura popular para tratar con ironía temas tan universales como el amor no correspondido, la insatisfacción laboral o las relaciones familiares y logra una divertida aunque agridulce mirada a una generación que todavía no ha encontrado su sitio. Algunas de las canciones más famosas de la música pop le sirven a Beattie para imprimir mayor fuerza a la novela, una de las primeras en incluir dentro de su imaginario la música popular; algunas de estas canciones se pueden escuchar en: www.myspace.com/postalesdeinvierno

La obra de Ann Beattie se ha comparado a menudo con la de John Cheever, J. D. Salinger y John Updike, y cuenta con la admiración de escritores como el propio Updike, Jonathan Franzen y T. C. Boyle. Postales de invierno, inédita hasta ahora en castellano, se presenta con un prólogo del escritor Rodrigo Fresán. Próximamente, Libros del Asteroide también publicará otra novela de Beattie: Picturing Will.

FECHA DE PUBLICACIÓN: 1 DE SEPTIEMBRE DE 2008
AUTORA DISPONIBLE PARA ENTREVISTAS (VÍA EMAIL Y TELÉFONO)
SE ADJUNTA DOSSIER CON MÁS INFORMACIÓN.

VISITA EL MYSPACE DE POSTALES DE INVIERNO CON LAS CANCIONES DEL LIBRO:
http://www.myspace.com/postalesdeinvierno


A priori tanto el hecho de que la novela sea publicada por Libros del Asteroide como el encabezado de la nota hacen que me den ganas de leer Postales de invierno. Y luego es la playlist que hay en el MySpace que ha creado la editorial para promocionar la novela lo que hace que esas ganas se conviertan en ansiedad.

Simple, económica y potencialmente eficaz. Así describiría yo la estrategia que ha utilizado Libros del Asteroide para la promoción de Postales de invierno. Sin lugar a dudas los referentes musicales que parece haber en la novela dan pie para montar una estrategia de este tipo.

Hoy en día Internet les ofrece a los editores una gama amplia de recursos para entrar en contacto con sus lectores —potenciales y reales—. Los medios están a la disposición de todo aquel que se dé cuenta del provecho que le pueden sacar. Aunque en este momento echar mano de estas herramientas no necesariamente es sinónimo de innovación, recurrir a ellas sí que sigue representando la posibilidad de abrir nuevos caminos para posicionarse y para hacer que los libros lleguen a quien se quiere.

miércoles, agosto 27, 2008 categorizado bajo librerías, ventas de libros

reacción frente al tema de las librerías en bogotá

Además de ser un economista serio a quien le encantan su profesión y su trabajo, mi amigo Roberto es un gran lector y un excelente conversador. Cuando estábamos en el colegio, durante las clases de educación física solíamos echarnos bajo la sombra de un árbol a hablar cháchara y desde entonces no hemos dejado de hacerlo a pesar del paso del tiempo y de la distancia. Como dije hace un tiempo, Roberto es en gran parte el culpable de que yo haya empezado a leer y ha sido el proveedor de una buena parte de las lecturas que para mí han sido decisivas.

Hace un par de días Roberto dejó un comentario interesante en la entrada en la que yo me refería a los artículos que publicó la revista Arcadia sobre el reciente cierre de tres librerías independientes en Bogotá. Hoy quiero reproducir ese comentario porque me parece que en él Roberto toca temas críticos y que sus argumentos están no sólo bien fundamentados, sino también expuestos de una manera bastante clara.



Dice Roberto —todas las negrillas son mías:

‘Martín, a mi me encantan las librerías, me hacen muy feliz. Pero eso amerita un análisis desapasionado desde el punto de vista de la demanda y desde el punto de vista de la oferta:


1) Desde el punto de vista de la demanda I: a la gente no le gusta leer ni comprar libros. Un amigo hizo un estudio sobre el consumo de libros y la cifra es irrisoria. Se resalta en este estudio que el nivel de ingreso no influye en el tema. Ni ricos ni pobres leen. Aislando el efecto el ingreso, las diferencias en las medias (de consumo de libros) no era estadísticamente significativa. Hay muchas mercancías no-necesarias que están por encima del libro.


2) Por el lado de la oferta I: la feria del libro estacionalizó la oferta de libros. Además marcó una posición dominante desde el punto de vista del último eslabón de la comercialización. Esto en otras palabras se traduce en la imposición de una variedad limitada y de un precio alto.


3) Por el lado de la oferta II: Las librerías “de culto” o los libreros “de culto” están invadidos de una aureola de mística que es contraproducente. No aceptan que están en un negocio y, bajo el pretexto de no traicionarse a si mismos, prefieren morir antes que buscar una solución económica y creativa que les permita sobrevivir sin menoscabar la calidad.


4) ¿Cómo solucionar el problema?: Lo único que puede doblegar a la posición dominante es 1) La regulación del poder de mercado (la feria del libro es un exabrupto); 2) Incrementar las preferencias por la lectura en la política educativa y 3) La creatividad de los libreros, esto es, en el mercado sólo una innovación puede vencer al mercado monopólico.


Frente a la última, los libreros prefieren la muerte porque se niegan a aceptar que vender libros es un negocio‘.


Sería interesante conocer la opinión de personas cuya experiencia profesional les ha permitido conocer de primera mano la evolución y la situación actual de las librerías en distintos lugares —de primerazo se me vienen a la cabeza particularmente Txetxu Barandiarán, Roger Michelena y El Llibreter pero seguro que se me escapan muchos otros conocedores del sector—, por lo cual podrían aportar una amplia variedad de matices a la reflexión sobre el tema.

martes, agosto 26, 2008 categorizado bajo donde pongo el ojo, mis libros favoritos, mis recomendados

donde pongo el ojo… [ 49 ]

Lecturas en curso


El sindicato de la policía yiddish, de Michael Chabon

Mondadori

Barcelona, 2008


Mi recomendado de la semana


Botchan, de Natsume Sōseki

Impedimenta

Madrid, 2008


Mis libros favoritos


Paddy Clarke Ja Ja Ja, de Roddy Doyle

Norma

Bogotá, 2001


Me llama la atención


Enciclopedia de los muertos, de Danilo Kiš

Acantilado

Barcelona, 2008

jueves, agosto 21, 2008 categorizado bajo la rentrée littéraire, novedades editoriales

la rentrée littéraire 2008

Se acerca el fin de agosto y Francia se prepara para el fin de las vacaciones. Con el regreso al colegio y al trabajo llega también la rentrée littéraire, ese momento en el que los editores finalmente salen al asalto de las librerías con la artillería pesada que vienen preparando desde hace meses: las novedades de otoño.

La rentrée littéraire es una de esas rancias tradiciones francesas que difícilmente entenderemos quienes no hayamos crecido en Francia. Durante esta época puedo quedarme curioseando en las mesas de novedades y en las vitrinas de las librerías o en las páginas culturales de periódicos y revistas hasta intoxicarme con tantos títulos, nombres e imágenes de cubierta —en los casos de aquellas editoriales cuyo diseño de colección las incluye—. Sin embargo, al final me queda ese mismo agotamiento que produce el peso aplastante de la infinidad de pequeñas tradiciones que componen la vida cotidiana en Francia.


Hace unos días Pierre Assouline decía lo siguiente en La république des livres:


‘Hay pocos rituales de la vida cultural francesa tan estancados como la rentrée littéraire. Siempre las mismas preguntas, siempre la misma ausencia de respuestas, pero eso no impide volver a empezar al año siguiente. ¿Cuáles temas surgen? ¿Cuáles son los pasos de una editorial a otra? ¿Quiénes son los favoritos del Goncourt? (…) ¿Cuántas nuevas novelas habrá? ¿547? ¿621? ¿683?’


Este año saldrán 676 nuevas novelas —de las cuales sólo un puñado conseguirá algo de visibilidad— distribuidas globalmente de la siguiente manera: 466 francófonas —algunas de ellas serán galardonadas en uno o varios de los cientos de premios que existen por todo el país y desde ya debe haber especulaciones con respecto a la ganadora del Goncourt— y 210 traducidas.


Otro dato interesante: la revista Livres Hebdo informa que en la rentrée littéraire de 2008 saldrán al mercado 1042 novedades en el segmento del cómic, que es uno de los que goza de mejor salud en Francia.


La primera semana de septiembre iré durante unos días a París para ver de cerca la movida de la rentrée littéraire, así que ya les estaré contando mis impresiones al respecto.