archivo de la categoría “predicciones”

predicciones en lecturalab para los libros y la lectura en 2014

Durante la primera semana de enero se publicó en LecturaLab un especial acerca de las predicciones para los libros y la lectura en 2014. En las predicciones de LecturaLab para 2014 participamos doce profesionales de diferentes instancias y países del ámbito iberoamericano: José Afonso Furtado, ex director de la Biblioteca de Arte de la Fundación Calouste Gulbenkian de Lisboa; Gabriela Adamo, directora ejecutiva de la Fundación El Libro y de la Feria del Libro de Buenos Aires; Fernando Zapata, director del Centro Regional para el Fomento del Libro en América Latina y el Caribe (CERLALC); Mónica Fernández, subdirectora general de Promoción del Libro, la Lectura y las Letras Españolas del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte; Xavier Solá, director de Casa del Libro; Javier Celaya, socio fundador del portal cultural Dosdoce.com; Gonzalo Oyarzún, subdirector de Bibliotecas Públicas y coordinador del Sistema Nacional de Bibliotecas Públicas de Chile; Lourdes Gutiérrez, directora ejecutiva de Odilo; Koro Castellano, directora general de Kindle España; Joaquín Rodríguez, responsable del blog Los futuros del libro; Antonio María Ávila, director ejecutivo de la Federación de Gremios de Editores de España (FGEE); Eduardo Basterrechea, director de Molino de ideas; y yo mismo.

 

Como comenté en una entrada de enero de 2013, ‘en nuestro medio la práctica de hacer predicciones es poco común debido a que tenemos un mercado editorial que es bastante opaco, menos dinámico y más conservador por estar mucho más regulado, a que somos menos pragmáticos a la hora de reflexionar y analizar o a que no contamos con argumentos sólidos para entrar en la dinámica del diálogo especulativo bien fundamentado’. A continuación añadía que ‘supongo que en el mundo hispanohablante tenemos una capacidad mínima o nula de hacer predicciones con respecto a la evolución del ámbito de lo digital debido en gran parte a nuestra condición periférica y subordinada —además de que como sector no contamos con actores locales que tengan una incidencia a escala global, invertimos pocos recursos en investigación, desarrollado e innovación porque siempre es más fácil “que inventen ellos”—’.

 

 

 

 

 

 

Para hacer mis predicciones me basé en la observación atenta de la evolución de la industria editorial durante los últimos años y en lo que conozco con respecto a lo que está cocinándose en distintos ámbitos relacionados con los contenidos digitales. A continuación comparto los cinco planteamientos de mis predicciones, para cuya elaboración me centré solamente en la reconversión hacia lo digital de la industria editorial española:

 

1. Crecimiento de la producción de contenidos enriquecidos.

2. Estrechamiento de los vínculos entre los sectores editorial y tecnológico.

3. Contra el precio fijo: descuentos, ofertas y promociones.

4. Proceso masivo de reconversión y renovación de la mano de obra del sector editorial.

5. Oferta de bundles.

 

Si les interesa, pueden leer el desarrollo de estos cinco planteamientos apretando aquí.

 

Me parece fundamental que desde el ámbito iberoamericano se hagan este tipo de ejercicios especulativos de análisis prospectivo y que en ellos participen desde distintos países profesionales vinculados con diferentes instancias corporativas, gremiales y públicas.

 

 

***

 

 

A continuación comparto algunos artículos dedicados a predicciones para 2014 que han sido publicados durante las últimas semanas en diferentes publicaciones especializadas sobre el sector editorial:

 

– “Ten Bold Predictions for Ebooks and Digital Publishing in 2014” (Digital Book World)

– “Five Digital Publishing Predictions for 2014” (Nate Hoffelder, en The Digital Reader)

– “Nine places to look in 2014 to predict the future of publishing” (Mike Shatzkin, en The Shatzkin Files)

– “Digital publishing: the experts’ view of what’s next” (The Guardian)

– “5 Trends for Trade Publishing in 2014” y “5 Trends for Academic Publishing in 2014” (George Lossius, en Publishing Perspectives)

 

 

Termino agradeciéndole a Luis González Martín, director general adjunto de la Fundación Germán Sánchez Ruipérez, por la invitación a participar en este especial de LecturaLab.

los anglosajones y las predicciones: ¿qué pasará en la industria editorial en 2013?

Durante el mes de diciembre en las publicaciones anglosajonas suelen aparecer predicciones sobre aquello que los expertos prevén que podría pasar durante el año siguiente en los ámbitos de los que se ocupan. Este ejercicio especulativo se basa en gran parte en el conocimiento y en la información privilegiada que poseen dichos expertos con respecto a sus respectivos ámbitos de trabajo. Aquel que conozca la manera como ha evolucionado previamente un tema, que tenga influencia y que cuente con acceso a información privilegiada está en capacidad de hacer un análisis prospectivo sólido identificando tendencias, visualizando escenarios y concibiendo futuribles. Más que de acertar en todo aquello que se dice, se trata de intentar construir un escenario más o menos coherente a partir de los antecedentes existentes y de las señales que se han identificado en el entorno.

 

Es cierto que de repente el curso de las cosas puede cambiar sorpresivamente o que pueden ocurrir eventos inesperados y también es verdad que frente a lo imprevisible no hay experticia que valga. Sin embargo, esto no debería ser un motivo de peso para dejar de realizar este ejercicio especulativo. Además de hacer predicciones para el año que viene, cada diciembre los anglosajones hacen un balance de los aciertos y desaciertos de sus predicciones con respecto al año que está a punto de terminar.

 

 

 

 

En diciembre aparecieron en diferentes publicaciones especializadas varios artículos en los que algunos de los expertos anglosajones más importantes en temas relacionados con el sector del libro presentaron sus predicciones para 2013 con respecto a la industria editorial —en ellas abordaron temas como la continuación de la consolidación de ésta, el posicionamiento de los actores en el mercado a nivel tanto local como global y la evolución de la competencia entre éstos, el sistema de precios, la lectura social, el préstamo de e-books en bibliotecas, la autoedición, el marketing, la descubribilidad, el potencial de desarrollo de los mercados emergentes, el Digital rights management (DRM), los libros enriquecidos, la gamificación o las posibilidades que ofrecen tanto las aplicaciones como el HTML5—. A quien le interese comprender lo que está pasando actualmente en la industria editorial y hacerse una idea con respecto a los posibles rumbos que podría tomar ésta en 2013 le recomiendo leer las siguientes entradas:

 

Ten Bold Predictions for Ebooks and Digital Publishing in 2013, publicada en Digital Book World

 

What to watch for in 2013, publicada en The Shatzkin Files

 

– What we’ll see in 2013 in digital media, publicada en GIGAOM

 

– Trendspotting 2013: Don Linn, publicada en Publishing Trends

 

– Trendspotting 2013: Larry Norton, publicada en Publishing Trends

 

– Trendspotting 2013: Brendan Cahill, publicada en Publishing Trends

 

– TeleRead’s E-Book Market Predictions for 2013, publicada en TeleRead

 

– Our e-publishing predictions for 2013, publicada en The Guardian

 

Me pregunto si en nuestro medio la práctica de hacer predicciones es poco común debido a que tenemos un mercado editorial que es bastante opaco, menos dinámico y más conservador por estar mucho más regulado, a que somos menos pragmáticos a la hora de reflexionar y analizar o a que no contamos con argumentos sólidos para entrar en la dinámica del diálogo especulativo bien fundamentado. Y supongo que en el mundo hispanohablante tenemos una capacidad mínima o nula de hacer predicciones con respecto a la evolución del ámbito de lo digital debido en gran parte a nuestra condición periférica y subordinada —además de que como sector no contamos con actores locales que tengan una incidencia a escala global, invertimos pocos recursos en investigación, desarrollado e innovación porque siempre es más fácil “que inventen ellos”—.